Preparar la Hora del Café Perfecta

Preparar la Hora del Café Perfecta

Muchas veces el café se toma sobre la marcha, se compra de camino al trabajo o entre reuniones, tal vez con un nombre mal escrito garabateado sobre el vaso. Es hora de recuperar las costumbres del café como se merece: dedicarle su tiempo, saborearlo y disfrutarlo. Y qué mejor manera de hacerlo que ser anfitrión de una hora del café por la mañana o por la tarde, para que tu familia, tus amigos y tú podáis relajaros y disfrutar de la buena compañía, con una buena taza de café grande.


1. Invita a todo el mundo

Y quiero decir a todo el mundo. Invita a tus mejores amigos, a tu familia y amigos, vecinos, y gente que no has visto desde hace mil años. Esta es una gran oportunidad no sólo para fortalecer las antiguas relaciones, sino también para construir otras nuevas.

 
2. Elige un tema

No hace falta volverse loco, esto no es como una fiesta de cumpleaños para niños – ¡aunque también te podría servir de inspiración! Los juegos clásicos pueden triunfar: ¡es muy divertido hacer el tonto de vez en cuando! Si prefieres ir por el camino sensato, un grupo de lectura es una buena manera de fomentar la discusión y el debate.

3. Hornea

Hay pocas cosas más satisfactorias y tentadoras que disfrutar de un buen trozo de pastel con una bebida caliente. Puede que pienses que no tienes tiempo suficiente o que no hayas hecho repostería antes, pero es muy fácil encontrar recetas simples. No te preocupes en pasar mucho tiempo decorando, la gente va a disfrutar de una bandeja de pasteles tanto como disfrutaría de una fondue de varios pisos.

4. El Café

Kopi Luwak es uno de los cafés más caros delo mundo, y puede costar hasta 2400€  el kilo. Lo que le hace tan especial es que se obtiene de los excrementos de los gatos de algalia que comen los granos de café. No tienes que ir a esos extremos para encontrar un buen café de calidad (de hecho, ¡es mejor que no lo hagas! Pero puede ser divertido conseguir unas pocas variedades para que la gente las pruebe. Recuerda comprar descafeinado por si acaso alguien tiene intolerancia a la cafeína.


5. No te preocupes

Esto es lo más importante. Puede que seas el anfitrión, pero eso no quiere decir que no puedas disfrutar tanto como tus invitados. Relájate, disfruta de la compañía y la conversación, y no te preocupes por limpiar. Cuando todos se hayan ido, simplemente mete todo en el lavavajillas con detergente Finish Quantum e incluso las manchas más imposibles de café en un suspiro.


Sea cual sea tu motivación para conseguir que todos estéis juntos, relájate y disfruta de la maravillosa reunión que has creado. Tómate tu tiempo, come, bebe, ríe y deja que el detergente para lavavajillas Finish se ocupe de lavar los platos.